Las recomendaciones que en una sesión de fotos tu bebé querría que supieras


Gracias a la inquietud de una mamita,  me animo hacer este post porque me parece conveniente compartirla y ofrecer una respuesta dividida en algunos puntos que son importantes para ti o cualquier mamita, más si te has decidido realizar por tu cuenta unas fotos con tu bebé o has contratado el servicio de un fotógrafo.

La mamita realmente le preocupaba el resultado de su sesión de fotos, porque su bebé al cabo de un tiempo muy corto se indisponía y comenzaba a llorar en presencia de extraños; yo pienso que más que llorar por la presencia de un extraño a ella le incomodaba talvez permanecer algún tiempo en una sola postura, como fuera, es no solo importante contar con esto sino saber adaptarse a las circunstancias con cada bebé.

1. Tu bebé manda: Esto cubre muchos aspectos, incluso a nivel de vestuario… si si, tu sabes que siempre te esmeras para tener las cosas más lindas y especiales para tu bebé, pero en ocasiones, tu bebé no se siente cómodo con lo que con cuidado le elegiste, por eso si algo le molesta te lo hará saber de la mejor forma que conoce con su escasa edad: Llorando. qué hacer? fácil en lo posible, cambiar su vestuario por otro con el que se sienta mejor o si mucho quieres ese vestido, hacer unas tomas muy rápidas para quitárselo antes que se indisponga totalmente y haya que acabar antes de tiempo la sesión.

2. Tu bebé marca el ritmo: En una sesión contratada, antes debes saber los tiempos de tu bebé y respetárselos especialmente recién nacido o de pocos meses de nacido, tiene sus horarios frecuentes para dormir y comer, así que para las fotos debemos tener presentes sus horarios y aprovechar los “entre-tiempos” despierto, y no olvides hacer algunas fotos mientras duerme, son imágenes preciosas por su expresión apacible y tierna, momento oportuno para tomar muchas fotos. Una vez despierto, cuando el bebé dice no más es precisamente, no más.

3.Tu bebé posa naturalmente: si algo tienen los bebés es la naturalidad con la que se mueven o hacen sus gestos particulares, cuando se sienten seguros, confiados y cómodos, ellos hablan con sus ojos, con sus manitos y con movimientos leves en su cabeza; no gusto de hacerles poses a los bebitos que no sean naturales, a pesar de que puedan verse muy tiernos, considero que ellos por sí tienen su magia y siempre se verán muy bien siendo ellos mismos; pero si te encantaría que tu bebé hiciera algo parecido, ten mucho cuidado, no pongas en peligro a tu bebé, siempre es mejor dejarlo a mano de profesionales para que no se hiera o lastime tu retoño.

4.Explora el rostro de tu bebé: cada parte de su cuerpo y especialmente su rostro a medida que pasa el tiempo va cobrando sus propias características, registra sus ojos, su boca, sus orejas, sus pestañas y cejas, tu bebé es un mundo de imágenes, si las fotos las tomas tú, verifica que tu equipo te permita hacer acercamientos a estas partes, no querrás abrumar a tu bebé al estar tan cerca.

5.Sobre los disfraces: recuerdas el comercial de un jarabe para la tos donde los protagonistas son unos bebés en unos hermosos disfraces de animales?, pues bien como en el punto número 1, busca que no solo sea bello por fuera, si no que sea cómodo y que no le acalore, o el material suelte algún tipo de pintura, que las partes no sea tóxicas si se lleva alguna a la boca y que esas partes no se suelten fácilmente.

6.Ten paciencia: con lo dicho anteriormente, tu bebé manda, marca el ritmo y te indica que le gusta y lo que no, haz de la paciencia tu aliado y tendrás las imágenes que quieres incluso sobrepasarán tus expectativas, tu bebé es hermoso aprovecha cada instante porque como bien digo, es único e irrepetible.

(Las imágenes utilizadas no son de mi propiedad y su utilización es solo con un carácter demostrativo)